Subir las defensas naturalmente

Alimentos para subir las defensas

Los alimentos ricos en selenio, zinc, vitaminas C y E, probióticos y ricos en omega 3 son los más indicados para aumentar el sistema inmune, porque favorecen la producción de las células de defensa de forma más eficiente. Algunos ejemplos son:

Selenio: nuez de brasil, trigo, arroz, yema de huevo, semillas de girasol, pollo;
Zinc: ostras, camarón, carne de vaca, pollo y de pescado, hígado, germen de trigo, granos integrales, frutos secos;
Vitamina C: naranja, mandarina, piña, limón, fresas;
Vitamina E: semillas de girasol, avellanas, maní, almendras;
Probióticos: yogur natural y leche fermentada tipo kéfir o yakult. Vea todos los beneficios de consumir probióticos;
Omega 3: sardina, salmón, atún y linaza.

La persona que necesita fortalecer su sistema inmune debe consumir una mayor cantidad de estos alimentos a diario y regularmente, no sólo cuando ya está enfermo, sino también para evitar enfermarse de nuevo.
Remedios naturales para aumentar las defensas

Una buena forma de mejorar la inmunidad del organismo naturalmente es tomar un suplemento alimenticio en forma de cápsulas, que se pueden comprar en las farmacias o tiendas de productos naturales. Algunos ejemplos son el calostro bovino, semillas de astragalus o astrágalo, aceite de semilla de perilla, y el extracto de propóleo.

A pesar de que pueden ser comprados sin receta médica, es bueno consultar al médico antes de ingerirlos porque tomar estos suplementos en exceso podría ser perjudicial para la salud.
Cómo aumentar el sistema inmune rápidamente

Para aumentar las defensas rápidamente para que el organismo esté más fuerte para combatir agentes agresores se debe:

Adoptar buenos hábitos de salud, no mantenerse cerca de personas fumadoras, dormir adecuadamente, evitar el estrés;
Exponerse al sol durante la mañana, sin protector solar, para conseguir producir vitamina D;
Consumir alimentos saludables como frutas, vegetales y legumbres, de preferencia orgánicos o producidos en casa sin agrotóxicos;
Evitar al máximo comida rápida y alimentos industrializados;
Tomar un suplemento alimentario para estimular la inmunidad;
No tomar medicamentos sin orientación del médico;
Mejorar la salud intestinal, combatiendo el estreñimiento;
Beber alrededor de 2 litros de agua mineral o filtrada todos los días.

Además de esto, también es importante evitar lugares públicos cerrados, como centros comerciales, teatros y cines, donde hay menos circulación del aire, y mayor probabilidad de desarrollar virus y bacterias que pueden parecer inofensivas para la mayor parte de la población, pero que pueden causar serias complicaciones en quienes tienen el sistema inmune más débil.
Cómo aumentar las defensas en bebés y niños

La mejor forma de fortalecer el sistema inmune del bebé es dando lactancia materna, alimentación saludable y diversificada a partir de los 6 meses de vida, vacunar el bebé en los momentos indicados por el pediatra y teniendo buenos hábitos de salud como no fumar cerca del bebé y del niño, y sólo dar medicamentos antibióticos cuando es indicado por el pediatra. De esta misma forma el organismo del bebé puede encontrar todo lo que necesita para producir más células de defensa que sean capaces de luchar y vencer agentes patógenos como virus y bacterias.
Recetas que fortalecen el sistema inmune

Consumir jugos de frutas naturales, tés y vitaminas preparadas con frutas y vegetales también es una excelente forma de subir las defensas del organismo. Algunas recetas son:
1. Jugo de remolacha con zanahoria

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *